Vacuna contra el coronavirus
08:36 · 18 de agosto de 2021

Protección de grupo: por qué la solidaridad es importante en la pandemia del coronavirus

La vacuna contra el coronavirus protege de la grave enfermedad COVID-19 no solo a las personas vacunadas. Cuantas más personas se vacunen, mejor protegidas estarán las que no puedan vacunarse. Lea aquí la importancia de esa inmunidad de grupo y cómo podemos lograrla.

La vacuna protege al vacunado y a los demás

Uno para todos, todos para uno: ese principio de solidaridad desempeña un decisivo papel también en la lucha contra las pandemias. Cuantas más personas estén protegidas, a través de la vacunación, de infectarse y enfermar de coronavirus, más frecuentemente se topará el virus con personas que ya no pueden contagiarse y se propagará menos. Ello se conoce como protección o inmunidad de grupo.

Lograr la inmunidad de grupo es importante para proteger de la grave enfermedad COVID-19 también a aquellas personas que no pueden ser vacunadas. Por ejemplo, niños demasiado pequeños para ser vacunados o personas que no pueden ser vacunadas por razones de salud o que reaccionan alérgicamente a componentes de las vacunas.

La vacunación aumenta las posibilidades de lograr la inmunidad de grupo

El momento en que se alcanza la protección o inmunidad de grupo depende de varios factores, algunos de los cuales son variables: un valor esencial para el cálculo es el “número básico de reproducción”. Es el número de casos nuevos que genera una persona infectada en una población completamente desprotegida. Pero el momento en que se alcanza la inmunidad de grupo depende también de otros factores, tales como la densidad de población, el comportamiento de contacto de las personas, la aparición de variantes del virus, la aceptación de la vacuna y el ritmo de vacunación.

La tasa de vacunación influye sobre la protección de grupo

Con el objetivo de proteger al mayor número posible de personas en el menor tiempo posible, la tasa de vacunación contra el coronavirus aumenta días tras día en Alemania. Cuántas personas han sido vacunadas hasta ahora puede verse en el Panel de Vacunación (en inglés), que muestra el progreso de la campaña de vacunación en Alemania. La vacunación ha evitado ya muchas muertes y evoluciones graves de la COVID-19. Datos y detalles sobre la eficacia de las respectivas vacunas (Comirnaty®, de BioNTech/Pfizer; Spikevax®, de Moderna; Vaxzevria®, de AstraZeneca y Janssen®, de Johnson und Johnson) puede obtener en la respectiva información sobre el producto (en inglés).

El Instituto Robert Koch (RKI) ha publicado resultados de diversos escenarios en un modelo matemático y estudios de población que examinan la cuestión de qué tasa de vacunación es necesaria en Alemania para contener con éxito la pandemia del coronavirus. En los escenarios del modelo se simulan el impacto de las tasas de vacunación sobre la incidencia de COVID-19 y la ocupación de camas de cuidados intensivos y se calcula la influencia de varios factores sobre el efecto de diversas tasas de vacunación. El modelo muestra que ya un aumento de la tasa de vacunación del 65 % al 75 % puede suponer una diferencia significativa en la evolución futura del número de casos. El PDF del boletín lo encuentra aquí (en alemán).

Todas las vacunas contra la COVID-19 autorizadas en Alemania prometen una protección individual eficaz contra la enfermedad. No obstante, también quienes se han vacunado deben seguir siendo precavidos, especialmente en vista de las variantes del virus que se propagan actualmente. Pues también quien está vacunado podría contribuir a la propagación del coronavirus.

También las personas vacunadas deben observar las medidas de protección

Los datos de los estudios muestran que es muy poco probable que personas vacunadas enfermen si entran en contacto con el virus. Pero aún no se ha aclarado de forma concluyente si pueden infectar a otras personas y en qué medida. En tal caso, una persona vacunada sería un portador inadvertido del virus sin contraer él mismo la enfermedad.

Sobre los base de los datos registrados hasta ahora, puede partirse de que las personas totalmente vacunadas que se infecten con el coronavirus tienen una carga viral baja, en cuyo caso también habría un bajo riesgo de transmisión. No obstante, no puede descartarse por completo que puedan contagiar a personas no vacunadas. Por lo tanto, la Comisión Permanente de Vacunación (STIKO) recomienda que también las personas vacunadas sigan observando las medidas de protección contra la infección recomendadas en general, hasta que se disponga de más datos al respecto.

Por lo tanto, en la vida cotidiana sigue siendo válido: sea solidario y respete las normas de distancia e higiene para protegerse a sí mismo y proteger a los demás del contagio. Pues el virus se transmite a través de pequeñas gotas (aerosoles) que todos emitimos al respirar, hablar o estornudar.

MDH+V: estas medidas de protección aumentan la seguridad

Usar mascarilla en la vida cotidiana

Usar una mascarilla protectora es tan importante como eficaz. La mascarilla retiene parte de las gotitas, de modo que no pueden propagarse tanto como sin ella. Una protección especialmente alta ofrecen las “mascarillas quirúrgicas” y las mascarillas que cumplen con las normas FFP2/ FFP3 y KN95/N95.

Mantener distancia

La probabilidad de entrar en contacto con las gotitas emitidas por una persona que pueda estar infectada es especialmente alta en un radio de uno a dos metros. Quien se mantiene a por lo menos 1,5 metros de distancia de otras personas, puede minimizar el riesgo de infección por gotas.

Observar las normas de higiene

Los agentes patógenos también pueden transmitirse a través de las manos. Si te lavas las manos con regularidad y a conciencia, puedes reducir eficazmente el número de agentes patógenos. Al toser y estornudar, muchas gotas salen disparadas por el aire y otras personas pueden inhalarlas. Si contienen agentes patógenos, existe un riesgo de infección. Toser o estornudar en el hueco del brazo o en un pañuelo reduce el riesgo de contagio.

Ventilar regularmente

En las habitaciones mal ventiladas, los aerosoles pueden acumularse fácilmente y extenderse por toda la habitación. Por lo tanto, el riesgo de infección por gotitas es allí especialmente alto. Una ventilación permite la entrada de aire fresco a la habitación y diluye los aerosoles, lo que también reduce el riesgo de infección.

Asegúrese de vacunarse completamente

La mayoría de las vacunas aprobadas en Alemania requieren dos vacunaciones para una protección completa (a excepción de la vacuna de Johnson & Johnson, en la que una sola dosis es suficiente). El intervalo entre la primera y la segunda vacunación recomendado por la STIKO varía en función de la vacuna. Más información sobre los intervalos recomendados encuentra en los folletos informativos sobre la vacunación con vacunas de ARNm y vacunas vectoriales. En el caso de las vacunas para las que están previstas dos dosis no debe renunciarse a la segunda dosis. La segunda dosis garantiza la eficacia de la vacuna y ayuda a crear la mejor protección posible contra el virus. Solo cuando han pasado al menos 14 días desde la segunda dosis de la vacuna se considera que la persona está totalmente protegida. Además, puede partirse de que después de las dos dosis, la protección dura más tiempo. Prestar atención a la protección de todas las personas también es importante también en vista del desarrollo dinámico de las infecciones causadas por las variantes del virus (mutaciones), porque: cuanto menor sea el número de infecciones, menor será la probabilidad de que surjan nuevas mutaciones peligrosas, contra las que las vacunas probablemente ya no podrán proteger tan bien.

Esto también le puede interesar

Vacunación contra el coronavirus a partir de los 12 años: qué niños deben ser vacunados

La Comisión Europea ha aprobado la primera vacuna contra el coronavirus también para niños y adolescentes mayores de 12 años. ¿Cuán segura es la vacuna? ¿Y para qué niños se recomienda? Respuestas a importantes preguntas.

Leer más

COVID-19: tratamiento, medicamentos, efectos a largo plazo

En la mayoría de los casos de infección con coronavirus, la evolución de la enfermedad es leve o moderada. Para el tratamiento de los casos severos todavía no existe una terapia específica, pero sí medidas de sostén y primeras sustancias activas. En este artículo halla más información al respecto.

Leer más

Vacunación en consultorios médicos: todo lo que hay que saber

La vacunación contra el coronavirus se lleva a cabo aceleradamente en Alemania. Los consultorios médicos de todo el país contribuyen en gran medida a ese éxito. Todo lo que hay que saber sobre la vacunación en los consultorios médicos.

Leer más